lunes, 16 de marzo de 2009

Esperado

SAINT-PÖLTEN.- En el inicio del esperado juicio en su contra, Josef Fritzl, el hombre que secuestró y violó durante 24 años a su hija en el sótano de su casa, se declaró culpable de violación, incesto y secuestro, aunque negó los cargos que pesan en su contra de asesinato y esclavitud. Leer más...

No creo que se cubra la cara por vergüenza... ¿No le parece?

Seguidores (15/01/09)

Google+ Seguidores